sábado, 30 de julio de 2016

¡MAGOYA ESTÁ HARTO DE QUEJAS!


"Con una Justicia honesta, seria, independiente
 y rápida, todo será posible; sin ella, nada lo será"

A menos de un mes de haber escrito yo "Los doce del patíbulo", la prensa ha confirmado que el Consejo de la Magistratura tratará la destitución de los nefastos jueces Eduardo Freiler, Daniel Rafecas y Carlos Rosanski por la comisión de diferentes delitos y muchas faltas gravísimas, para lo cual ya se habrían reunido los votos necesarios; innegablemente, se trata de un muy buen principio, ya que varios otros de estos personajes sentirán el aliento en la nuca, pero deberá estar acompañado por la aceleración de la auditoría dispuesta sobre los juzgados federales, dotando a quienes deban realizarla de los medios físicos y del personal necesarios.

El lunes, después de la ya injustificable feria de invierno -que este año, al menos, fue bastante movida-, el Poder Judicial volverá al trabajo y comenzarán a reactivarse muchas de las causas de corrupción que tanto han escandalizado a la enorme mayoría de la sociedad; una reciente encuesta determinó que el 70% quiere a Cristina Kirchner presa y que devuelva el dinero robado, pero también que un preocupante 23% aún confía en su honestidad.  

La ex Presidente demostró claramente cuál de ellas es la que más le preocupa: la denuncia de Nisman por encubrimiento del terrorismo, instrumentado con el memorandum firmado con Irán. La AMIA y la DAIA, desde la sociedad civil, y el Fiscal General, Germán Moldes, pedirán la nulidad del insólito archivo, sin producir ninguna de las medidas de prueba solicitadas, ordenado por Rafecas. Cuando la investigación sea reabierta, Cristina Elizabet Fernández y su ex Canciller, Héctor Timerman, no encontrarán lugar en el mundo, hoy tan golpeado por los atentados permanentes, un lugar donde esconderse.

En una nueva catarata de mensajes por Twitter, la noble viuda una vez más se dijo víctima de una persecución judicial, orquestada por los "medios concentrados"; me pregunto cómo tiene tal cara de piedra después de haber acosado, con la notoria complicidad de Estela Carlotto, a los hijos de Ernestina Herrera de Noble, a quienes ni siquiera pidió disculpas, o a tantos empresarios a los que intentó vincular con la represión al terrorismo, seguramente con la intención de quedarse con sus compañías.

El jueves, nada menos que un miembro de la Cámara Nacional de Casación Penal, Juan Carlos Gemignani, ordenó la detención de una funcionaria de ese Tribunal por negarse a cumplir una orden explícita, que le exigía inventariar aparentes "donaciones" de Julio de Vido al cuerpo que integra, sin consultar a otros jueces de esa bolsa de gatos en que la nefasta "Justicia Legítima" ha convertido al más alto Tribunal penal; la afectada denunció al Juez, que fungía como Presidente durante las vacaciones, por privación ilegítima de la libertad ante un Juzgado federal, y el Fiscal interviniente, que pertenece al mismo grupo militante kirchnerista, dio impulso a la causa. Hasta allí, los hechos; pero lo curioso, en el contexto actual, fue que el propio Gemignani se quejara, en un reportaje radial, por la inexistencia de una verdadera justicia en la Argentina.

Porque, si quienes ejercen tan altos cargos en el Poder Judicial dicen que no la hay, qué podemos esperar quienes estamos en el llano y, además, resulta obligatorio recordarles que ellos mismos mantienen secuestrados, en privación ilegítima de su libertad, nada menos que al 70% de los casi 2000 presos políticos (desde la asunción de Macri, han muerto 28) que se pudren en las cárceles comunes de todo el país con prisiones preventivas que exceden en mucho el límite máximo (dos años, prorrogable por uno más cuando existan motivos fundados) que los tratados internacionales y americanos de derechos humanos establecen; desde la reforma de 1994, éstos han sido elevados a rango constitucional. Espero que los abogados defensores de los militares, policías y civiles que se encuentran en esta situación, varios por más de quince años, formulen prontamente las denuncias del caso.

Si no fuera por cuánto nos ha afectado, resultaría hilarante la distinción entre terroristas "buenos" -aquéllos asesinos a los cuales tanto los funcionarios argentinos cuanto los mandatarios extranjeros que nos visitan rinden homenaje- y los "malos", que matan a tiros y bombazos -como aquí hicieron, por ejemplo, dinamitando el comedor de Coordinación Federal, con decenas de muertos y cientos de heridos- a multitudes en Estados Unidos, Europa y los mismos países árabes.

El otro tema de la semana fue la "pelea" entre el Presidente y Marcelo Tinelli, que dio tanto que hablar. Pese a que critiqué duramente que Mauricio Macri se rebajara a discutir con un personaje tristemente mediático por una irrespetuosa imitación, debo confesar que he cambiado de postura. Y lo hice en virtud de una curiosa protesta que se formuló en la radio de Electroingeniería, la empresa que tanto medró, en virtud de la amistad entre uno de sus dueños (Gerardo Ferreyra) y Carlos Zannini, ex Jefe de Gabinete, forjada cuando ambos estaban presos por terrorismo. El comentarista se lamentó porque, según su particular interpretación, ese episodio había ocupado tanto la atención social, que había permitido al Gobierno tomar algunas medidas, presuntamente impopulares, ocultándolas bajo ese manto de neblina; a partir de entonces, pese a no saber cuáles habrían sido tales disposiciones adoptadas silenciosamente, entendí el rédito político que había obtenido Macri, más allá del triplete (Tinelli y Moyano fuera de la AFA y el contrato de Fútbol para Todos rescindido) que lo convirtió en ganador.

La descarada hipocresía del kirchnerismo quedó ratificada por su reacción frente a la utilización de la base de datos de la Anses para la comunicación directa que el Gobierno pretende mantener con la población. Basta recordar las innumerables cadenas nacionales que utilizó Cristina para denostar públicamente a un abuelo que pretendía regalar US$ 10 a su nieto, pidiendo autorización para hacerlo por la existencia del cepo, o a un empleado que se hacía eco de la caída en el mercado inmobiliario, para lo cual usó los datos que le había suministrado la AFIP sobre la morosidad de su empresa.

Con su nueva visita a la Capital Federal, nuestra abogada exitosa puso un clavo más a su ataúd político: llegó para conmemorar un nuevo aniversario del nacimiento de Hugo Chávez, el siniestro cómplice de su marido muerto que, a semejanza de éste, sumió a su patria en el quinto infierno.

Por eso, antes de quejarnos del gobierno de Cambiemos por las inevitables medidas que se ha visto obligado a adoptar para permitir a la Argentina sobrevivir a la devastación que dejó el kirchnerismo, recordemos que nos ha salvado por un pelo de transformarnos en la tristísima Venezuela actual, un país quebrado en el cual impera la más feroz violencia asesina, no se respeta ningún derecho humano y la población carece de alimentos y medicinas, pese a que flota sobre un mar de petróleo.

Bs.As., 30 Jul 16

Enrique Guillermo Avogadro
Abogado

ACERCA DE LA SUPUESTA LESA HUMANIDAD: "ESTA DISCRIMINACIÓN DEBE TERMINAR"


Muy importante documento firmaron académicos prestigiosos sobre la situación de los presos y los juicios de los llamados "Derechos Humanos" en la Argentina: Juan Ramón Aguirre Lanari, Julio Altamira Gigena, Jaime Anaya, Gregorio Badeni, Alberto Bianchi, Juan Carlos Cassagne, Iván José María Cullen, Siro De Martini, Daniel Funes de Rioja, Guillermo Ledesma, Roberto Luqui, Daniel Sabsay, Alfonso Santiago y Jorge Vanossi. Ellos le solicitaron una reunión a Mauricio Macri, pero el Presidente de la Nación no los recibió. Optaron por difundir su documento en otros ámbitos: desde la Corte Suprema de Justicia de la Nación a integrantes del Legislativo. ¿Por qué no los habrá recibido Macri? Unos dicen que no deseaba quedar “preso” de tener que dar una respuesta y su ministro de Justicia, Germán Garavano, le habría explicado que es mejor continuar la 'tregua' con Estela de Carlotto y algunos otros dirigentes que fueron K. En cualquier caso, aquí va el texto:

 Fragmento de la carta que Mauricio Macri no quiso recibir.

Manifiesto

La Justicia y los Juicios de Lesa Humanidad
“Y la que los músicos llaman armonía en el canto,
Es lo que en la ciudad de llaman concordia,
Vínculo de bienestar seguro y óptimo para toda república,
Pues ésta no puede subsistir sin la justicia.”
Cicerón, República, II, 42 y 44

Quienes firmamos esta declaración hemos dedicado nuestras vidas a la enseñanza y la práctica del derecho y, por ende, al servicio de su fin o ideal: la justicia.

La justicia entre nosotros ha sufrido ataques y daños de considerable envergadura durante los últimos años, lo que ha generado amenazas muy graves para el bien común y la salud de la República.

Creemos que, gran parte del universo jurídico de la Argentina, con la sola exclusión de individuos fuertemente ideologizados, ha tomado conciencia del grave estado de situación que afecta a los detenidos acusados de delitos de lesa humanidad que viola elementales nociones de justicia y sus derechos humanos.

Así, se constata que, bajo el pretexto de la comisión de delitos de lesa humanidad, se violó el principio de legalidad, se reabrieron procesos que habían adquirido categoría de cosa juzgada y a los supuestos responsables de esos delitos se los ha privado de su derecho a un debido proceso, se les ha negado el beneficio de la detencón domiciliaria y se los ha excluido de una asistencia médica elemental.

Son los únicos a quienes se mantiene en proisión provicional, sin condena, luego de dos, tres, diez y más años. Son los únicos los cuales se les niega la aplicación de la ley penal más benigna para el cómputo de sus penas. Son los únicos a los cuales se les niega el instituto de la prescripción. Son los únicos a quienes no se les conceden la excarcelación, la libertad condicional o las salidas transitorias de las que gozan legalmente todos los presos, no importa el crimen por el que hayan sido acusados o condenados.

De resultas de este estado de cosas, hasta el momento 1.435 personas han sido privadas de su libertad y, de éstas, 248 llevan más de tres años de prisión preventiva y 360 han muerto en cautiverio. Todo ello en abierta violación a tratados internacionales que tienen jerarquía constitucional como la Convención Americana de Derechos Humanos, entre otros.

No menos censurable es el contexto y forma en que se han desarrollado estos juicos, ofreciendo en muchos casos un espectáculo indigno, absolutamente impropio de lo que debe esperarse de un tribunal, llegándose incluso a trasladar a los tribunales a personas en camilla o visible situación de incapacidad.

Asimismo, a los parientes de las víctimas del terrorismo que tuvo lugar antes de 1976 no se les ha reconocido reparación alguna, ni siquiera el derecho a la verdad. Una jurisprudenmcia amaneada ha considerado que los graves hechos que se llevaron la vida de sus parientes no constituyen delitos de lesa humanidad por no haber existido intervención del Estado en su comisión. ello pese a que el Estatuto de Roma, que creó la Corte Penal Internacional y tipificó la figura de lesa humanidad, vigente en la Argentina a partir de Julio de 2002, considera expresamente, tanto a los delitos cometidos por agentes del estado cuanto a los perpetrados por bandas armadas, dentro de la misma categoría de lesa humanidad y, por ende, sujetos a idéntico régimen de imprescriptibilidad, entre otras características diferenciadoras de los delitos comunes.

En la última década se ha hecho una seria discriminación en detrimento de los hombres que llevaron a cabo la represión contra el terrorismo, quienes, aunque incurrieron en excesos y extralimitaciones inadmisibles, recibieron en todos los casos penas gravísimas. Mientras que a los responsables directos o indirectos del terrorismo se los ha colmado de honores; y en muchos casos se los ha premiado con cargos públicos e indeminzaciones. Esta asimetría hiere la conciencia y reclama urgente reparación. De lo contrario, lejos de hacerse justicia se habrá incurrido en una grave  arbitrariedad.

No podemos aceptar que a las puertas del Bicentenario persista esta situación que continuará creando grietas en la sociedad, y que además, puede acarrearle a la Argentina responsabilidad internacional por la grosera violación de convenios internacionales. Esto debe terminar. El nuevo gobierno, la nueva dirigencia política, despojada de la ideología y de la instrumentalización política del odio y la venganza que caracterizaron a los años precedentes, constituyen una esperanza y es indispensable que restauren la concordia y la plena vigencia de los principios y contenidos de orden jurídico.

Juan Ramón Aguirre Lanari - Julio E. Altamira Gigena - Jaime Anaya - Gregorio Badeni - Alberto Bianchi - Juan Carlos Cassagne - Ivan José María Cullen - Siro M.A. De Martini - Daniel Funes de Rioja - Guillermo Ledesma - Roberto Luqui - Daniel Sabsay - Alfonso Santiago - Jorge Vanossi.


viernes, 29 de julio de 2016

HIPOCRESÍA


Sr, Director,

Estoy viendo por televisión al Presidente de Francia Hollande diciendo que Daesh (EI o Isis) les ha declarado la guerra y a su Fuerza de Seguridad abatiendo a los terroristas sin compasión, que es como debe ser.

Cuando vino a Argentina, hace unos meses, fue al Museo de la Memoria (bizca) a homenajear a "nuestros" terroristas.

Recién ahora, a mi avanzada edad, me entero que hay dos clases de terroristas. Los malos que atacan a Francia y los buenos que atacaron a Argentina.

Saludos cordiales

Dr. José Brunetta

DNI 4180958

SS FRANCISCO: "ESTAMOS EN GUERRA"


SS Francisco recordó entonces que "desde hace tiempo que decimos que el mundo está en una guerra de a pedazos". Evocó las dos primeras Guerras Mundiales, "con sus métodos", y destacó que la guerra actual "quizás no es tanto orgánica, sí organizada, pero es guerra".

Se destacan las siguientes reflexiones expresadas por el Sumo Pontífice:

  • “Estamos en guerra, una guerra en serio y no hablo de guerra de religión. Todas las religiones queremos la paz”.
  • "La palabra que se repite es seguridad, pero la verdadera palabra es guerra".
Su SS el Papa es oriundo de una tierra que se desangró en una guerra revolucionaria como lo reconociera el propio tribunal que juzgó a las Juntas Militares en 1985:


“En la Argentina en los años ‘70 hubo una guerra revolucionaria (Cámara Federal en la Sentencia de la Causa 13/84)”. “En el accionar de las FF.AA. durante la guerra antisubversiva, no existió genocidio ni terrorismo” (CSJN 1984 – Juicio a las Juntas).

En la República Argentina existen hoy más de 2.000  ciudadanos argentinos involucrados en los juicios mal llamados de “lesa humanidad”, de los cuales a la fecha se llevan contabilizados 373 fallecidos, por supuestos delitos nunca probados, cometidos en el marco de la guerra contra el terrorismo de los años ‘70.

Las Fuerzas Armadas, Fuerzas de Seguridad,  Fuerzas Policiales, Servicio Penitenciario y también otros agentes civiles del estado pelearon la guerra que el estado de la Nación Argentina les ordenó durante el gobierno democrático de Juan Domingo Perón y posteriormente su viuda. Lo hicieron cumpliendo lo que de muy joven habían jurado, “defender la bandera hasta perder la vida”, bajo gobiernos constitucionales o “de facto”.

Los soldados actuaron y cumplieron las decisiones tomadas desde el más alto nivel del poder político, hicieron uso de la fuerza legal y legítima del estado, frente a la violencia de cualquier agresor externo o interno.

Nuestro país enfrentó en las décadas de 1960 y 1970 una “guerra revolucionaria” hecho negado por los  tribunales orales que intervienen en esos juicios.

Ayer SS Francisco describió claramente que la lucha contra el terrorismo es una guerra… declaración pública que no ha expresado sobre la violenta guerra de los ‘70. Será que ¿ahora hay terroristas malos y los de antes eran buenos?

Sinceramente,

Pacificación Nacional Definitiva

por una Nueva Década en Paz y para Siempre

EL CASO VIOLA Y LA LESA HUMANIDAD

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos debe resolver ahora sobre el recurso planteado por la viuda del capitán asesinado por el ERP en 1974


El 1° de diciembre de l974 el país fue conmovido por un nuevo atentado terrorista de los muchos perpetrados en esa década. Tres individuos del Ejército Revolucionario del Pueblo (ERP) ametrallaron a mansalva en Tucumán el auto del capitán Humberto Viola, que transitaba con sus hijas María Cristina y María Fernanda, de tres y cinco años, asesinando a los dos primeros y dejando gravemente herida a la última.

Embarazada entonces de cinco meses, María Cristina Picón de Viola, esposa y madre de las víctimas, contempló horrorizada cómo su familia era diezmada por los terroristas.


Eran tiempos difíciles. La Argentina estaba inmersa en un duro conflicto armado interno y sufría -cabe recordar- un ataque sistemático contra la población civil, que amenazaba con destruir la República. María Estela Martínez de Perón había decretado el estado de sitio, denunciando expresamente la barbarie desatada.

Más de cuarenta años han pasado desde entonces y tan sólo unos pocos partícipes en esos hechos de terrorismo han sido juzgados.

Una petición de la viuda del capitán Viola para que se reabra la investigación, por considerar esos asesinatos crímenes de lesa humanidad, fue denegada por el juez federal actuante, quien alegó que lo sucedido no encuadraba en ese tipo penal. La Cámara Federal de Tucumán no compartió el criterio del juez y recordó que la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) estableció que, si aparecen nuevas pruebas que puedan permitir la determinación de los responsables de crímenes de lesa humanidad, las investigaciones pueden efectivamente ser reabiertas. No obstante, no dispuso reabrirlas, fundándose en que los responsables habían sido ya juzgados; lo hizo sin advertir, lamentablemente, que el camarista Marcos Herrera, al emitir su voto en la sentencia de condena, años atrás, había enfatizado expresamente que muchos de los responsables no habían sido juzgados y que tampoco lo habían sido los autores ideológicos del atentado. Al interponer el recurso de casación, la señora de Viola identificó como autores mediatos a los integrantes del buró político del ERP y solicitó su indagatoria.

El recurso fue rechazado, al considerar los camaristas Cabral, Gemigniani y Figueroa que los miembros del buró político del ERP que ordenaron asesinar al capitán Viola no tenían vinculación con ese crimen. La Corte Suprema se negó a abrir el recurso extraordinario.

Ante lo sucedido, la viuda del capitán Viola acaba de formular una presentación ante la CIDH. Denuncia la violación de los derechos resguardados por los artículos 5°, 8° (garantías judiciales), 11° y 25° (protección judicial), así como del artículo 3°, común de las Convenciones de Ginebra de 1949. Este último establece que no se puede atentar contra civiles inocentes en ningún tipo de conflicto armado, sea internacional o interno, un hecho que -de producirse- configura un delito de lesa humanidad.

Sin perjuicio de que en el conocido fallo "Tadic" el Tribunal Penal Internacional para la ex Yugoslavia estableció que los actores no estatales también pueden ser autores de crímenes de lesa humanidad, la señora de Viola aporta en su denuncia abundantes pruebas para demostrar que el terrorismo en la Argentina fue también terrorismo de Estado. No sólo por haber contado con el financiamiento y el apoyo del Estado cubano, sino también por haber sido facilitado por la acción u omisión del Estado argentino.

No debe tampoco olvidarse que, luego del ataque del ERP al Regimiento de Azul, el presidente Juan Domingo Perón denunció que, no por casualidad, tales hechos ocurrían en determinadas jurisdicciones, exigiendo la inmediata renuncia de los gobernadores de las provincias de Buenos Aires y Córdoba, Oscar Bidegain y Ricardo Obregón Cano, respectivamente.

La señora de Viola expresa que le es particularmente doloroso formular su denuncia en momentos en que la enorme corrupción de los gobiernos kirchneristas está saliendo a la luz. Esos gobiernos estuvieron integrados por algunos miembros prominentes del ERP y de Montoneros, organizaciones armadas que se arrogaron el derecho de asesinar a civiles inocentes para construir presuntamente un mundo "más justo, solidario y honesto".


"El ideal ha sido transformado en una farsa y ha quedado al desnudo. Ni un peso de las enormes sumas obtenidas mediante los secuestros extorsivos llevados a cabo por el terrorismo guerrillero en la década del 70 fue devuelto para disminuir la pobreza y la desnutrición. Impunes, pretenden seguir gozándolos y acrecentándolos", concluye la señora de Viola. La palabra en este delicado tema la tiene ahora la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.



NOTA: Las imágenes y destacados no corresponden a la nota original.

jueves, 28 de julio de 2016

LA FUERZA AÉREA SE QUEDARÁ SIN AVIONES DE COMBATE EN DOS AÑOS

Los caza A4-AR Fightinghawk, los únicos que tiene la fuerza, serán desprogramados por la falta de repuestos


Pese a que todavía no se reemplazaron los caza Mirage III, íconos de la Guerra de Malvinas desprogramados en los últimos días del kirchnerismo en el poder, el Gobierno ya analiza las distintas opciones del mercado para sustituir los A4-AR Fightinghawk, los únicos aviones de combate que le quedan a la Fuerza Aérea y que no serán dados de baja en 2022, como se esperaba, sino en 2018, ya que además de ser viejos, casi no se consiguen repuestos.

"Ante la próxima desprogramación del Sistema de Armas A4-AR esta fuerza se encuentra estudiando distintos S.Arm. (s) cuyas características permitirán introducir al personal en tecnología del siglo XXI a costos razonables obrando como herramienta que facilite la transición hacia un avión de 4ta generación", escribió el titular de la Fuerza Aérea, brigadier mayor Enrique Amreim, en un cable enviado el 8 de junio al ministro de Defensa, Julio Martínez, según una cita recogida por Ámbito Financiero.

La novedad fue confirmada por el jefe de Gabinete, Marcos Peña, quien señaló: "Recibimos las Fuerzas Armadas en un estado muy malo en términos de equipamiento y remuneración, después de muchos años de una política errada. Y la Fuerza Aérea tiene una capacidad mínima y muy limitada en materia de defensa aérea. En ese orden, el Ministerio de Defensa viene trabajando en la evaluación de compra de aviones, es un tema que se viene discutiendo con otros países".

Sin embargo, la situación es delicada por una cuestión temporal. "Para adquirir nuevas aeronaves y que estén operativas se requiere de uno a dos años entre las cuestiones administrativas y un proceso de intercambio de tecnológico, de entrenamiento y de capacitación de los técnicos. Es decir que en los próximos dos o tres meses se debería ponerse el punto inicial para adquirir nuevos aviones", explicó a Infobae una fuente del Edificio Cóndor.

Los jet A4-AR Fightinghawk son naves de segunda mano compradas a los Estados Unidos durante el gobierno de Carlos Menem y repotenciadas por la firma Lockheed Martin, que estuvo a cargo de Fábrica Argentina de Aviones (FAdeA) antes de que fuera reestatizada por el kirchnerismo. Si bien se adquirieron más de treinta unidades, hoy sólo quedan siete por una sumatoria de falta de repuestos y accidentes, el último de los más recordados ocurrido el año pasado, cuando un avión chocó contra un hangar y mató a un suboficial mecánico.

En la Fuerza Aérea están analizando distintas ofertas para su reemplazo. La idea es armar una carpeta con diez propuestas y quedarse con la mejor. Por ahora sólo hay dos en carpeta, el M-346 Master que fabrica la italiana Alenia Aermacchi, y el KAI T.50 Golden Eagle, de la surcoreana Korean Aerospace Industries.

El director nacional de Normalización y Certificación Técnica, brigadier retirado Alberto Borsato, advirtió en otra nota citada por el matutino porteño que esas dos piezas se podrían "pisar" con el IA 63 Pampa III construido por la FAdeA y que ya está volando, en plena etapa de certificación. Son, según el memo, aviones de entrenamiento avanzado y ataque ligero.

Un experto consultado por Infobae consideró que por las prestaciones que tienen y los objetivos a cumplir, las naves más aptas para reemplazar a los A4-AR Fightinghawk son los Kfir de Israel, los Mirage 2000 o Mirage F-1, el F-16, el Tornado o el AMX, entre otros modelos. Costarían en torno a los 30 millones de dólares cada uno.

Los aviones de combate son sólo un ejemplo de la pobre situación de equipamiento de las Fuerzas Armadas, y de la Fuerza Aérea en este caso, que también se ve reflejada en la falta de aviones de transporte. También hay problemas a nivel adiestramiento, aunque por ahora se están usando los Grob G-20 hechos en Alemania y ensamblados en Argentina que se alquilan a FAdeA. Muchos aspirantes de la Fuerza Aérea ven demoradas sus prácticas por falta de naves, algo que se repite en el Ejército y la Marina, que ni siquiera tiene aviones de combate propios.


A LA ALTURA


Para la construcción de la nueva república que necesitamos, creo necesario que volvamos a nuestros orígenes y nos concentremos en el objeto de nuestra Constitución, plasmado en el Preámbulo, que muchos recordamos haber estudiado en el colegio: "constituir la unión nacional, afianzar la justicia, consolidar la paz interior, proveer a la defensa común, promover el bienestar general, y asegurar los beneficios de la libertad".

Esperemos que los políticos y la ciudadanía estemos a la altura de semejante objetivo.

Ignacio Pueyrredon
DNI 25.895.634

FUENTE: http://www.lanacion.com.ar/1922433-cartas-de-los-lectores

DERECHOS


La ex presidenta pide derechos para Milagro Sala. Derechos que no tuvieron ni tienen los presos políticos de su gobierno. Son aproximadamente 2000, que pertenecen a las Fuerzas Armadas, de seguridad, civiles, ex jueces y gran cantidad de mujeres. Muchos de ellos detenidos desde hace más de 14 años sin condena. Al día de la fecha, han fallecido cerca de 400 dada su avanzada edad, precario estado de salud y condiciones de detención. La ex presidenta hace una defensa furibunda de la dirigente en cuestión. ¿Hay detenidos políticos buenos y detenidos políticos malos? ¿La vara de su gobierno fue selectiva y oportunista? ¿O fue alimentada con rencor y odio?

Señora, buena parte del hartazgo social se funda en la exaltación constante de la confrontación, la mentira, la venganza y el resentimiento. Sólo si las leyes justas son respetadas y quienes las violen son sancionados podremos construir los lazos sociales dañados por el delito, la impunidad y la falta de ejemplaridad. Tres conductas que caracterizaron a su gobierno. En este sentido, apelo a la Justicia a efectos de que investigue hasta las últimas instancias los casos que, como éste, están sospechados de máxima y obscena corrupción. Apelo también a la clase dirigente a fin de que se salde semejante deuda para con los detenidos a los que hago referencia, trabajando por un país reconciliado con su pasado, sin que esto signifique olvidar lo que ocurrió.

Silvia Ibarzábal


DIEZ AÑOS EN EL PABELLÓN DE LA MUERTE


Esta polipatología supra referida, se encuentra detallada en el informe elevado al HT con fecha 08.01.15, firmado por el Dr. Daniel M. Velarde, Médico, especialista en Nutrición y Diabetes, del elenco profesional del H.P.C., C.P.F. I, Ezeiza. Del mismo surge que Miguel Osvaldo Etchecolatz  padece de HTA, deterioro cognitivo leve a moderado, cáncer de próstata, hipertrofia prostática, patología vascular periférica, hipoacusia post traumática, síndrome vertiginoso, ACV en 1999 con hemiparesia derecha y tratado en la primera quincena de enero en nosocomio extramuros, por cuadro de deshidratación e infeccioso urinario con hematuria y leucocitosis con triple esquema ABT endovenoso al que no respondió inicialmente. En la ocasión en urocultivo se detectó enterococcus faecalis, lo cual señala contaminación por falta de higiene, frecuente, pese a las precauciones que puedan tomarse- en medios hospitalarios e institucionales.
Dr. Mariano Castex, Médico Forense. Informe sobre estado de salud de Miguel Etchecolatz

En marzo del año 2009, un informe del Servicio Médico del Complejo Penitenciario Federal II (Mar­cos Paz) elevado a la Dirección del Servicio Penitenciario Federal  -con copia al juez de ejecución-  referido a la salud del Comisario Miguel Etchecolatz decía: “…sufre adormecimientos e insensibilidad en partes del cuerpo y cara consecuencias de un accidente cerebro vascular anterior. También sufre de disminución visual, pérdida progresiva auditiva e insuficiencia cardiaca. Padece también de un tumor maligno prostático…”, para seguir después: “No obstante, ante la posibilidad de descompensación [que puede sufrir el interno] y teniendo en cuenta la situación geográfica del complejo donde está alojado y la gran distancia a los centros de alta complejidad para llevar a cabo eventuales derivaciones, se debe considerar la posibilidad que pueda ser alojado  en otra unidad que presente un acceso más rápido a los centros referidos, cumpliendo el Complejo Penitenciario Federal I ( Ezeiza) con esos criterios….”. Hoy, siete años después, el informe forense del Dr. Castex, no solo avala lo dicho por el Servicio médico del penal, sino que demuestra claramente que estos años de prisión solo sirvieron, abandono de persona mediante, para que el proceso de deterioro de la salud del comisario Etchecolatz siguiera sin ser interrumpido por una atención médica correcta.

Quizás por ser uno de los primeros condenados su juez de ejecución -Carlos Rozanski, persona que en su infamia nada tiene que envidiarle al juez estrella del nazismo: Roland Freisler-  se ensañó con él y no tengo duda alguna que sus seguidores ideológicos lo siguen haciendo. Si no estuviera de por medio la vida de un hombre y su salud, podríamos decir que lo que ha sucedido con Miguel Etchecolatz es parte de un rastrero vodevil. Obligado a pedir permiso hasta para ir a rezar en determinadas hora a la Capilla del penal un Viernes Santo se le prohibió ir a la misma pues creían -los ignorantes del poder judicial- que era un subterfugio para que el P. von Wernich, compañero de prisión, aprovechara a decir misa. Nadie le explicó a estos ignaros que un Viernes Santo ni siquiera el Papa puede decir misa.

Durante estos años, no se le escatimó a Miguel Etchecolatz ningún agravio. Cuando años atrás los “barrabravas” de Quebracho fueron detenidos en Marcos Paz por algún tipo de trapisondas comunes a ellos los empleados de la secretaría de DD. HH. -que debían tomarle declaración por sus denuncias de maltrato- con la complicidad de algunas lacras del SPF, los hicieron coincidir en una sala donde el resultado fue el previsto, el Comisario Etchecolatz molido a palos y durante un tiempo la hazaña fue festejada en las oficinas de la secretaría. Esta ordalía no se volvió a repetir porque los “quebrachos” fueron liberados con honores y la paliza había sido de tal consideración que el SPF tuvo que labrar un sumario.

También, para injuriarlo aún más, se aprovecharon sus salidas a diversos hospitales para que médicos “del palo”, avisados por los alcahuetes de la secretaría de DD.HH. tomaran los recaudos necesarios para “escrachar” al Comisario Etchecolatz. Es pueril creer que el cambio de gobierno ha mejorado condiciones de detención y abolido los malos tratos que reciben los presos políticos, este kirchnerismo “bien educado” que hoy tenemos ha olvidado incluso, la buena educación en los que al área de DD.HH. se refiere.

Me cabe el derecho de decir esto -que el Comisario Etchecolatz es un condenado a muerte al que sus verdugos no se animan a ponerle la soga en el cuello y esperan que la vejez haga su sucio trabajo- porque nadie ignora que sistemáticamente se le impide, pese a su crítico estado de salud y a sus ochenta y cinco años de edad, acceder al arresto domiciliario; o cuando se le niega, invariablemente, la posibilidad de visitar a su esposa en su lugar de residencia ya que ella no puede desplazarse hasta Marcos Paz debido a su delicada salud, secuela de un atentado terrorista.

Quisiera terminar este escrito con las palabras: ¡si escuchan, habrá justicia!; pero esa es una frase que suena a joda en la argentina del “cambio”.

Jose Luis Milia

CONTINÚAN FALLECIENDO MÁS PRESOS POLÍTICOS


Estimados Amigos:

A través de la Unión de Promociones hemos tomado conocimiento que lamentablemente fallecieron dos camaradas más, acaecido en las fechas que para cada caso se especifican, quienes se encontraban injustamente detenidos como  Presos Políticos:

  • Domingo 17 de Julio de 2016, el señor Sargento Ayudante (R) Fernando Andrés Pérez (Policía de la Provincia de Córdoba).
  • Miércoles 27 de Julio de 2016, el señor Coronel (R) Silvestre Santiago Badías (Comunicaciones - Promoción 96 - CMN).
  • Miércoles 27 de Julio de 2016, el señor Comisario Inspector (RA) Edgardo Antonio Mastandrea (Policía de la Provincia de Buenos Aires).

Consecuentemente, ya son 373 (trescientos setenta y tres) los Camaradas fallecidos, pertenecientes a todas las Fuerzas Armadas, de Seguridad, Policiales, Penitenciarias y civiles; en el marco de este proceso de persecución, teñido de incontables irregularidades jurídicas y sistemática venganza, propias de una justicia prevaricadora.

Expresamos nuestras sentidas condolencias a todos sus familiares, allegados, compañeros y amigos, rogándole al Señor, les conceda pronta y cristiana resignación.

Dadas las avanzadas edades y estados de salud de los Presos Políticos en la Argentina, estas lamentables noticias son cada vez más seguidas. Una vez más levantamos nuestra voz hacia el poder de turno, no pueden continuar con esta matanza selectiva… es su obligación como presidente de todos los argentinos garantizar el debido proceso, la igualdad ante la ley, brindar asistencia sanitaria adecuada y por sobre todo lograr la unión de la sociedad para superar las antinomias que después de casi 206 años aún nos mantienen divididos. Es hora de sin odios, ni venganzas, es hora de una mirada superadora. ¡BASTA!

Sinceramente,

Pacificación Nacional Definitiva

por una Nueva Década en Paz y para Siempre

martes, 26 de julio de 2016

¿INJUSTICIA PARA TODOS?


En la última década se evitó que los terroristas del  ERP y de MONTONEROS fueran juzgados por sus crímenes de lesa humanidad, cuya autoría no precisa mayores investigaciones ya que en su momento la reivindicaron orgullosamente en público y hasta con cantos o eslóganes burlones      (casos Pedro Aramburu,  José Rucci,...).


Ésta habría sido parte de la garantía para robar el mayor robo de la historia argentina con el beneplácito de la subsidiada izquierda ladriterrorista.

Ha llegado el momento de que se los juzgue, sin jueces prevaricadores y protectores de los grandes delincuentes.

Santiago Floresa
Juncal al 1800

Capital Federal

lunes, 25 de julio de 2016

MIRALOS A LOS OJOS Y EXPLICALES


ETCHECOLATZ EN HUELGA DE HAMBRE

Debido a las constantes negativas de la "justicia" argentina, este hombre de 87 años decidió iniciar hoy 25 de julio de 2016, una huelga de hambre.

Miguel Osvaldo Etchecolatz pone en riesgo su vida ante las actitudes del juez Carlos Rozansky quien manifestó "Pese a los graves problemas de salud, Etchecolatz debe purgar su sentencia en la cárcel".

Etchecolatz, hoy en la mañana, emitió un comunicado que aquí reproducimos.


El artículo de Página/12

UN FALLO DEL TOF 1 DE LA PLATA CONSIDERO QUE CORRESPONDE OTORGARLE PRISION DOMICILIARIA AL EX COMISARIO ETCHECOLATZ

Más cerca de una posible vuelta a casa

Pese a que dos dictámenes del cuerpo forense sostuvieron que Etchecolatz puede atenderse de sus dolencias en Ezeiza, donde se encuentra detenido, los jueces evaluaron que corresponde domiciliaria. Por ahora seguirá en la cárcel por sus otras condenas.

El ex comisario Miguel Osvaldo Etchecolatz, con seis condenas por delitos de lesa humanidad en el haber, podría volver con arresto domiciliario a su amplia casa de Mar del Plata. Pese a que dos dictámenes del Cuerpo Médico Forense (CMF) confirmaron que sus patologías pueden ser tratadas en el Hospital Penitenciario de Ezeiza, donde pasa sus días, el Tribunal Oral Federal 1 de La Plata con votos de los subrogantes Germán Castelli y Jorge Michelle consideró que por sus 87 años, su hipertensión arterial y los riesgos de un accidente cerebrovascular (ACV) corresponde concederle ese beneficio. “Cuando cada juez de una democracia republicana defiende el respeto de la dignidad de una persona longeva y afectada en su salud, lo que está haciendo es defender a la humanidad toda, como base de la libertad, la justicia y la paz en el mundo”, se citó a sí mismo Castelli. La mudanza no se concretará porque Etchecolatz tiene prisión preventiva en otras causas. “Lamentablemente era previsible ya que hay un cambio claro de orientación de política judicial”, evaluó la abogada Guadalupe Godoy, impulsora de varias de las condenas, quien recordó que la ex mano derecha de Ramón Camps “fue y es el principal investigado” por la segunda desaparición de Jorge Julio López.

Etchecolatz fue condenado por primera vez a prisión perpetua en 1986, en el segundo y último juicio antes de las leyes de impunidad. Entre 2004 y 2016 recibió sólo cinco condenas porque centenares de crímenes todavía no llegaron a juicio. El 4 de abril, luego de que su defensa adujera que no estaba en condiciones de permanecer detenido, el CMF lo evaluó y concluyó que tenía un buen estado de salud aparente y un deterioro cognitivo propio de su edad. “Puede seguir cumpliendo su detención en el lugar donde se halla alojado o en cualquier otro que preste idénticas condiciones de atención y resguardo físico”, sostuvo.

Cuando el tribunal se aprestaba a pronunciarse, la defensa y el médico José Luis Francos, del Hospital de Ezeiza, advirtieron sobre “episodios de descompensación” y riesgos de “muerte súbita”. “Si tiene otro pico de presión pueden quedarle secuelas, puede tener un accidente cerebro vascular”, señaló Francos. Citados por el tribunal, tanto el médico como Nelsy Beatriz Medina, directora del hospital, plantearon que allí puede recibir “una adecuada atención desde el punto de vista médico”, que las descompensaciones podían darse tanto en el hospital como en su casa, aunque “desde una óptica humanitaria” y “por el soporte social que requeriría su cuadro” sugirieron que se contemplara el arresto domiciliario. Pero “técnicamente está asistido”, aclaró Medina. El CMF, por su parte, ratificó su posición: Etchecolatz “se halla asistido de manera adecuada”.

Los fiscales Rodolfo Molina, Hernán Schapiro y Juan Martín Nogueira, a partir de los dos dictámenes del CMF, entendieron que “puede ser debidamente asistido y tratado” en Ezeiza, citaron jurisprudencia de la Corte Suprema de Justicia por la cual el pedido de domiciliaria debía ser rechazado y advirtieron sobre “el riesgo procesal” que traería aparejado el beneficio “en orden al claro relajamiento que significa para el control del detenido”. Sugirieron “extremar los recaudos” para garantizarle las visitas de sus familiares y que se analizara la posibilidad de trasladarlo a un penal más cercano a Mar del Plata.

El juez Roberto Lemos Arias, en línea con los fiscales y los peritos, entendió que el alojamiento en el hospital penitenciario no conduce “indefectiblemente a un agravamiento de su estado de salud” ni implica “un trato degradante o inhumano”. Ante “la concurrencia de dictámenes médicos objetivos que concluyen de manera determinante que las patologías” podían ser tratadas en su lugar de alojamiento actual, concluyó que el pedido debía rechazarse.

El voto de Castelli –al que adhirió Michelle– invocó en cambio “el principio de humanidad de las penas”. Por los “incuestionables problemas de salud”, su “hipertensión arterial de larga data”, los riesgos de un ACV, se pronunció a favor del arresto domiciliario. La Constitución impone “evitar la mortificación de presos ancianos y enfermos en las cárceles”, sostuvo Castelli, que ya se había pronunciado en esa línea en los casos de Rafael Mariani (condenado por sus crímenes en Mansión Seré), Miguel Angel Almirón y Edgardo Mastandrea. “El juzgamiento en una democracia republicana de cualquier sujeto encumbrado en una dictadura de exterminio y opresión siempre será acompañado por el respeto de la dignidad que lo caracteriza como ser humano”, escribió. Más allá de los dictámenes del CMF, el Hospital de Ezeiza, con 30 camas y una sola enfermera, “lejos está de acercarse a niveles de una cárcel con alguna atención geriátrica”, sostuvo. “La dictadura sembró terror y exterminio, pero el tratamiento humanitario de las personas juzgadas debe demostrarse proactivamente –al igual que respecto de cualquier interno– como demostración del respeto del hombre y del correcto funcionamiento de las instituciones republicanas”, afirmó. Apreció que por la edad y la salud del condenado no hay “indicadores de riesgo de fuga” aunque sí correspondería que usara una pulsera electrónica.

“Lamentablemente era previsible que esto ocurriera ya que hay un cambio claro de orientación de política judicial”, evaluó Godoy. “Este fallo demuestra que Etchecolatz podría estar cerca de obtener la domiciliaria. Muchos jueces hoy están tomando resoluciones incluso contra sus propios criterios previos. No es este caso porque Castelli ha sido coherente siempre. Pero hay un clima propicio en este contexto de discurso de ‘reconciliación”, explicó. La abogada consideró que “es repudiable porque en el mismo fallo queda claro que está en condiciones de seguir detenido en (prisión) efectiva” y opinó que los votos de Castelli y Michelle “no parecen tener en cuenta que estamos a diez años de la desaparición de Jorge Julio López y que Etchecolatz fue y es el principal investigado por esa causa”.


HUELGA DE HAMBRE


Hace más de una semana comenzó la huelga de hambre el Gral. Eduardo Rodolfo Cabanilllas, condenado a prisión perpetua por delitos de lesa humanidad en U-31, Ezeiza, por mandato del entonces gobierno K, tiene 74 años, hace 10 años que está preso en cárceles comunes, le negaron varias veces la prisión domiciliaria, sin tener en cuenta su edad ni las enfermedades que puede tener un anciano... un hombre que luchó para que sigamos teniendo la Bandera Celeste y Blanca en vez del trapo colorado con la estrella... yo me pregunto, el actual Gobierno, al cual voté... ¿va a seguir condenando a quienes lucharon contra el terrorismo en Argentina en los años 70, y al mismo tiempo condenando los ataques terroristas en otros países?

¿Eso no se llama ser hipócritas?

María Guadalupe Jones. Salta capital

FUENTE: http://www.eltribuno.info/carta-lectores/2016/07/25#Huelga de hambre

PRESOS POLÍTICOS


La ex-presidenta pide derechos para Milagro Sala. Derechos que no tuvieron ni tienen los presos políticos de su gobierno. Son aproximadamente 2.000 que pertenecen a las Fuerzas Armadas, de Seguridad, civiles, exjueces y cantidad de mujeres. Muchos de ellos detenidos desde hace más de 14 años sin condena. Al día de la fecha, han fallecido cerca de 400 dada su avanzada edad, precario estado de salud y condiciones de detención.

La ex-presidenta hace una defensa furibunda de la dirigente en cuestión. ¿Qué pasa señora?, ¿hay detenidos políticos buenos y detenidos políticos malos? ¿La vara de su gobierno fue selectiva y oportunista? O fue alimentada con rencor y odio?

Señora, buena parte del hartazgo social se funda en la exaltación constante de la confrontación, la mentira, venganza y resentimiento.

Solo si las leyes justas son respetadas, y quienes las violen son sancionados, podremos construir los lazos sociales dañados por el delito, la impunidad y la falta de ejemplaridad.

En este sentido, apelo a la Justicia a efectos de que investigue hasta las últimas instancias los casos que están sospechados de corrupción.

Apelo también a la clase dirigente a fin de que se salde semejante deuda para con los detenidos a los que hago referencia, trabajando por un país reconciliado con su pasado.

Silvia Ibarzábal. Salta capital

FUENTE: http://www.eltribuno.info/carta-lectores/2016/07/25#Presos políticos

domingo, 24 de julio de 2016

LA PUERTA ABIERTA

Ángel Mahler nuevo ministro de Cultura de la C.A.B.A.

“Mi postura es que hubo 30.000 desaparecidos, me sumo a lo que la mayoría de argentinos cree”. Parecería que en este siglo de liviandades ya nada nos puede sorprender, ni siquiera que tales palabras sean la frase abrepuertas para nuestros funcionarios.

Por permitirse dudar de la misma, pese a las abrumadoras pruebas avalando su opinión, tuvo que dejar el cargo el anterior Ministro de Cultura de la Ciudad de Buenos Aires un funcionario con décadas en el área de la Cultura. Y su sucesor – sin ningún antecedente en la carrera de la Administración Pública–, se apresuró a dar tranquilidad a quienes pidieron la renuncia del Sr. Lopérfido, su propuesta de trabajo no importa, sólo su fidelidad a la cifra simbólica. No entiendo el criterio de nuestras autoridades respecto a la elección, respeto y defensa de sus colaboradores.

Juan Manuel Otero

INMOLACIÓN


"Nada hay más injusto que condenar a un inocente" reza una máxima intachable. Salvo, claro está, "el condenar a miles de inocentes". Cuando la Justicia, ese aparato costosísimo que sostenemos los contribuyentes, se usa para impartir injusticia, estamos en problemas. Así viene sucediendo en nuestro país desde hace doce años, sin que la sociedad haya protestado en la dimensión que merece la feroz ignominia. Ni un solo diputado o senador nacional ha hecho sentir su voz para denunciar la persecución política y la denegación de justicia que sufren los ciudadanos que son acusados, encarcelados y/ o condenados por lesa humanidad. Más bien, miran para otro lado o actúan como cómplices. También hay que pasar horas y horas buscando en Internet para encontrar algún artículo que se ocupe del problema; por lejos, el más sombrío que acucia a la Argentina. La prensa también es cómplice. Tanto, que miente acerca de que son treinta mil los desaparecidos y calla, como si no hubieran existido, a las víctimas de la subversión. Dadas así las cosas, al que sufre la persecución del Estado y la indiferencia de la sociedad no le queda otra que aceptar mansamente el calvario o inmolarse.

El general de división (RE), Eduardo Rodolfo Cabanillas, de 74 años, ha comenzado una huelga de hambre el 13 de este mes. Perdidas las esperanzas de que el nuevo gobierno responda de algún modo a la situación desesperada de los presos políticos, ha decidido jugar a cara o cruz su suerte. No justificamos su decisión, pero la comprendemos, porque ¿qué se puede esperar de un Poder Ejecutivo cuya Secretaría de Derechos Humanos se constituye como enemigo de aquellos a quienes debe asistir y de jueces que condenan sin pruebas?

Cap. Rodrigo A. Caro Figueroa (RE)
DNI 14.022.309